Cómo Quedar Embarazada Teniendo Herpes

Equinácea para olvidarte del herpes genitalSi bien es cierto que tener herpes puede llegar a ser un problema para tu día a día, la verdad es que la fertilidad no se ve afectada por este problema.

Sin embargo, esto no significa que no haya que tomar medidas para evitar que la enfermedad degenere en situaciones peligrosas, por lo que quiero echarte una mano para que soluciones esta situación.

Aquí voy a mostrarte la relación del herpes con el embarazo que quieres lograr y, además, te daré una serie de consejos para que puedas erradicar al virus que provoca esta desagradable y molesta enfermedad, por lo que no deberías perderte nada de lo que tengo que contarte.

Herpes y embarazo

No te preocupes, puedes quedarte embarazada sin el menor problema aun teniendo herpes.

Eso sí, no es la situación más aconsejable, así que voy a intentar mostrarte los motivos que deberían llevarte a querer curar el herpes antes de pensar en el embarazo.

Como ya te he dicho, puedes quedarte embarazada sin ningún problema, pero puede que en alguno de tus intentos contagies a tu pareja, ya que el herpes es una enfermedad de transmisión sexual que tiene un alto grado de contagio.

La única solución para evitar el problema es usando preservativos, aunque este remedio como es evidente impide que el embarazo pueda llegar a producirse.

Además, el herpes debe desaparecer antes de que llegue el momento del alumbramiento.

Ten en cuenta que tu bebé entrará en contacto con la enfermedad cuando esté naciendo, por lo que existe un riesgo muy alto de contagio que hay que evitar en la medida de lo posible.

En resumen, sí que puedes quedarte embarazada teniendo herpes, pero no es nada aconsejable porque puedes transmitírselo a tu pareja cuando mantengáis relaciones o al bebé en el momento del parto.

Por todo ello, lo mejor es que conozcas que existen remedios para curar el herpes genital, remedios que debes poner en práctica rápidamente para que la enfermedad desaparezca y puedas volver a disfrutar de una salud reproductiva óptima que te conduzca a ese embarazo que siempre has querido tener.

Además, los remedios que voy a mostrarte aquí son perfectos también para aumentar tu fertilidad, por lo que disfrutarás de muchas ventajas mientras curas un problema de salud que es más fácil de eliminar de lo que imaginas.

Alimentarse para combatir el herpes

Es fundamental que sepas que todo buen tratamiento contra el herpes genital comienza por crear una dieta que sea capaz de aumentar las defensas naturales de tu organismo para conseguir que sea tu propio cuerpo el que se encargue de luchar con eficacia contra el virus que te ha infectado.

Como es evidente, tu sistema inmune necesita reforzarse, y para ello nada mejor que buscar alimentos que sean ricos en vitamina C.

Esta sustancia actúa como combustible de tus defensas consiguiendo que los anticuerpos se comporten de un modo más eficaz a la hora de luchar contra elementos de todo tipo.

También te puede interesar: Cómo quedar embarazada rápido. La guía completa

Así, quiero que a partir de ahora consumas naranjas, pimientos y frutos rojos todo lo que puedas, ya que nunca está de más ofrecerle a tu organismo un extra de vitamina C.

De igual modo, tienes que conseguir que tu alimentación aporte minerales como el calcio, el zinc y otros parecidos, ya que el sistema inmune los necesita para funcionar de un modo correcto.

Por suerte, existen muchos productos que son ricos en estas sustancias, por lo que no te costará absolutamente nada crear una dieta perfecta para alcanzar tu objetivo.

Los cereales integrales como la avena son más que aconsejables para ello.

También puedes recurrir a otros alimentos como las almendras o las nueces, todo para conseguir que tu dieta se convierta en un excelente recurso con el que decirle adiós al herpes.

No olvides que todo lo que acabo de recomendarte es también ideal para reforzar tu fertilidad, por lo que siguiendo esta dieta conseguirás decirle adiós al herpes y preparar tu organismo para el embarazo que quieres lograr.

Aceite de oliva para el herpes

Este remedio actúa de forma externa combatiendo el herpes allí donde se manifieste con una mayor fuerza, y es que la forma correcta de luchar contra esta enfermedad también debe incluir un tratamiento tópico.

Además, el uso del aceite de oliva no mermará tus funciones reproductivas, por lo que tu fertilidad seguirá siendo la misma sin poner en riesgo el embarazo que quieres tener.

Pues bien, pese a que normalmente se suele tener como un mero producto de cocina, el aceite de oliva contiene muchas propiedades medicinales que lo hacen muy valioso para tratar problemas de salud como el herpes.

Su composición hidratará las zonas afectadas por el hongo, aportará antioxidantes para que la piel se regenere y eliminará los virus que actúan en la superficie de tu piel de una forma rápida y efectiva.

Para aprovecharte de las ventajas del aceite de oliva debes calentar en un recipiente un poco de este producto mezclado con unas gotas de aceite esencial de lavanda.

Deja que la mezcla se enfríe completamente y aplica sobre las zonas en las que el herpes ha aparecido para conseguir unos resultados que te sorprenderán.Aceite de oliva para el herpes

Equinácea para olvidarte del herpes genital

Esta planta natural tiene todo lo que necesitas para despedirte del virus que se ha alojado en tu organismo. Lo primero que quiero que sepas es que no afecta en lo más mínimo a tu capacidad reproductiva, por lo que puedes seguir intentando quedar embarazada mientras tratas el herpes con equinácea.

Lo que más te interesa de esta planta es que es un antiviral muy potente, por lo que al consumirla atacarás directamente al virus que tantos problemas te está dando.

El consumo de equinácea puede realizarse en forma de infusión o de pastillas, ya que cualquier tienda especializada en medicina natural contará con comprimidos que te ofrecen el poder de esta planta sin la menor molestia.

Procura alargar el tratamiento al menos dos semanas para obtener los mejores resultados y poder quedarte embarazada en poco tiempo.

Este es el final del artículo. Sin embargo aún tengo algo más para decirte...

¿Quieres saber por qué realmente no puedes tener un bebé?

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para ayudarte a quedar embarazada.

Yo estaba en la misma situación que tú. Hasta que empecé a seguir un método que me ayudó a tener a mi bebita.

Si quieres saber cuál es el método que seguí y cómo lo puedes poner en práctica...

Haz clic aquí para mostrarte este método para que puedas quedar embarazada lo antes posible

click aquí

Nos vemos allí!!!

Lucía

Te ha gustado el contenido? Comparte!
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *