Qué Tiempo Es Bueno para Quedar Embarazada

que tiempo es bueno para quedar embarazadaGeneralmente, a la hora de quedarnos embarazadas, solemos tener en cuenta todo tipo de factores.

En este sentido, ponemos nuestra atención sobre la dieta, el ejercicio físico, el ciclo menstrual y un largo etcétera de aspectos que, sinceramente, son vitales para lograrlo lo antes posible y reducir al máximo los riesgos.

Sin embargo, solemos olvidarnos de uno especialmente importante: el tiempo.

Puede que no lo creas, pero el momento del año es un factor importante a la hora de quedarte embarazada.

Y es que, por un lado, hay estudios que avalan que las mujeres tenemos mayor facilidad para ser fecundadas durante determinados meses y, por otro, los embarazos que transcurren durante estaciones concretas suelen ser más llevaderos, agradables y seguros tanto para la madre como para el bebé.

En este artículo me he propuesto contarte todo lo que debes saber acerca de la influencia del mes del año en el que te encuentras a la hora de quedarte embarazada.

Presta mucha atención puesto que puedes aprender más de lo que imaginas.

¿Cómo influye el tiempo sobre tus posibilidades de quedar embarazada?

La reproducción es una necesidad vital de tu cuerpo y, por ello, puedes llegar a ser capaz de quedarte embarazada en situaciones realmente complicadas.

De hecho, solo tienes que pensar en las tasas de natalidad que hay en determinados países de África que, incluso, son azotados por las hambrunas.

Sin embargo, esto no quiere decir que tu organismo no pueda encontrar dificultades adicionales en función de la época del año.

En general, durante los meses de frío o de calor extremo, lo normal es que tu cuerpo presente mayores dificultades para lograr que te quedes embarazada.

De hecho, si lo piensas y echas un poco la vista atrás, probablemente acabes llegando a la conclusión de que la mayoría de las veces que has experimentado retrasos o adelantos en tu período menstrual se producen durante los meses más rigurosos del verano y el invierno.

Por lo tanto, lo que tu cuerpo te está diciendo es que no le sentarían bien esos meses para quedar embarazado.

Además, si lo piensas, quedarte embarazada en mitad del verano, por ejemplo, implicaría que superarías la primera fase de la gestación, que suele ser la más cómoda, durante el otoño y, la segunda, que acostumbra a ser la más complicada, durante el invierno, momento en el que las temperaturas vuelven a ser más extremas.

Entonces, ¿qué época es mejor para que te quedes embarazada?

Lo cierto es que no siempre se puede elegir.

Pero, si tienes la oportunidad, lo mejor para tu cuerpo es que te quedes embarazada durante los meses de primavera o, en su defecto, de otoño.

La razón radica en el hecho de concluirás la primera mitad del embarazo en verano o en invierno, según el caso, y darás a luz en primavera o en otoño, épocas con temperaturas más agradables.

primavera y otoño para quedar embarazada

No olvides que, durante ese tiempo, tu cuerpo, que es muy sabio, estará más predispuesto a que se produzca la fecundación que durante los demás, cosa que debes aprovechar en la medida de lo posible.

¿Qué problemas evitarás quedándote embarazada en primavera o en verano?

Tanto tú como tu bebé os beneficiaréis de infinidad de cosas si consigues quedarte embarazada durante los meses de primavera o de verano.

También te puede interesar: Cómo quedar embarazada rápido. La guía completa

Por ejemplo, debes tener en cuenta que las mujeres que se encuentran en la segunda fase del embarazo durante los meses más calurosos del verano experimentan una mayor sudoración.

Esto puede acabar traduciéndose en la aparición de rozaduras por culpa del contacto de la ropa mojada y en la acentuación de las estrías, sobre todo, en la barriga.

Por otro lado, el feto también se ve afectado por la época en la que te quedas embarazada.

De hecho, también suele manifestar problemas ante las temperaturas extremas, si bien es cierto que es bastante más tolerante al calor que al frío.

En este sentido, debo decirte que aquellas mujeres que dan a luz durante los meses más críticos del invierno, es decir, durante enero y febrero, tienen un 10 % más de posibilidades de sufrir un parto prematuro.

La razón que explica este hecho es mucho más sencilla de lo que puedas imaginar.

En concreto, es la gripe.

Aunque no lo creas, el virus de la gripe es el principal culpable de que se produzcan partos prematuros en la mujer.

Y es que, generalmente, el cuerpo se muestra más vulnerable a él durante el tercer trimestre del embarazo y, al sufrir el contagio, suele provocar el parto con el propósito de proteger al bebé.

Tampoco puedo olvidar decir que las mujeres que dan a luz durante los meses de invierno tienen bebés con más peso que aquellas que tienen el parto en verano.

Lo cierto es que no existe ninguna razón científica que explique por qué esto se produce, pero sí que las hay de otro tipo.

Por ejemplo, la alimentación de las mujeres y, en general, de todos los seres humanos durante los meses de invierno es más calórica en verano con el propósito de acumular mayor cantidad de grasa para protegernos del frío y, desde una perspectiva ancestral, de períodos de escasez.

Teniendo en cuenta que el tercer trimestre es aquel en el que el feto gana mayor cantidad de peso, la explicación pasa a ser bastante más obvia.

primavera y otoño para quedar embarazada

El hecho de que el bebé tenga un peso mayor puede complicar especialmente el parto.

Y es que, como es evidente, será necesario que la madre dilate más para poder expulsarlo.

De igual modo, la falta de peso por parte del feto en aquellos casos en los que se da a luz en verano puede dar lugar a debilidad durante los primeros días.

Tanto es así que, en muchas ocasiones, se requiere que el bebé pase su primera semana de vida en la incubadora como medida preventiva cuando esto sucede.

En resumen, la época del año es una cuestión realmente importante para las mujeres a la hora de quedarse embarazadas.

Así que, si está en tu mano y puedes elegir, sigue los consejos que aquí te he brindado.

Este es el final del artículo. Sin embargo aún tengo algo más para decirte...

¿Quieres saber por qué realmente no puedes tener un bebé?

Lo que aquí mencioné es MENOS del 2% de todo lo que debes hacer para ayudarte a quedar embarazada.

Yo estaba en la misma situación que tú. Hasta que empecé a seguir un método que me ayudó a tener a mi bebita.

Si quieres saber cuál es el método que seguí y cómo lo puedes poner en práctica...

Haz clic aquí para mostrarte este método para que puedas quedar embarazada lo antes posible

click aquí

Nos vemos allí!!!

Lucía

Te ha gustado el contenido? Comparte!
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *